Reconociendo la Ciclidad Femenina

Reconociendo la Ciclidad Femenina

“El valor que le damos a nuestra menstruación está directamente relacionado con el valor que nos damos a nosotras mismas”. Lara Owen.

Con esta inspiradora frase iniciamos un viaje hacia el reconocimiento y la reconexión con nuestra Ciclicidad Femenina. En este primer artículo encontrarás información imprescindible para adquirir o rememorar conocimientos básicos de nuestra biología femenina, pero no nos detendremos ahí, nuestra búsqueda y mirada será cada vez más profunda y holística, ahondaremos y pondremos en valor temas relegados, como los alcances psicológicos, emocionales, incluso espirituales relacionados a nuestro ciclo, con el fin de alcanzar una comprensión respetuosa, amorosa y tan rica como lo es la propia realidad del ser mujer.

Las 4 fases del ciclo menstrual; desafíos y recompensas

Sin duda hay una Fase del Ciclo Menstrual que a lo largo del tiempo ha adquirido un papel protagónico; la fase de Menstruación, sin embargo, durante un ciclo menstrual el cuerpo de la mujer pasa por 4 Fases Hormonales: Menstrual, Folicular, Ovulatoria y Lútea, es importante destacar en esta primera instancia que la menstruación es una consecuencia de la ovulación, es decir, tu menstruación llegará siempre y cuando hayas ovulado.

Si bien la fase Menstrual es la más reconocible, adquiere especial relevancia para nosotras el reconocer las fases de nuestro ciclo completo¿Por qué? Porque nos permite adoptar medidas de autocuidado de acuerdo a las necesidades específicas de la fase que estamos transitando, como la nutrición o el descanso, e incluso nos permite adquirir herramientas para abordar de manera consciente nuestra fertilidad, en el más amplio uso de la palabra.

Un ciclo sano atraviesa 4 importantes procesos, que tienen como principales protagonistas a nuestros ovarios y a las variaciones hormonales.


¿Qué pasa en mi cuerpo y cuánto dura cada fase del Ciclo Menstrual?

Menstrual: dura de 3 a 7 días. Fase en que se presenta el sangrado, variará en duración e intensidad de acuerdo a la mujer.

Folicular: dura de 7 a 10 días. Comienza justo después de la menstruación. En esta fase que toma casi dos semanas, nuestros folículos ováricos inician el camino hacia la ovulación.

Ovulatoria: dura 3 a 5 días. La ovulación ocurre un día del mes, pero su período imponente puede durar hasta 5 días.

Lútea: dura de 10 a 14 días. Si no se produce fecundación, el cuerpo se prepara para dar paso a la menstruación y a un nuevo ciclo.

Si eres una adulta sana esto se traduce en un ciclo de 21 a 35 días. El promedio son 28, pero no es la norma, en la adolescencia por ejemplo, el ciclo es más largo ya que la Fase Folicular puede durar más, hablaremos por lo tanto de un ciclo regular sano de entre 21 y 45 días de duración. Para determinar la duración de un Ciclo Menstrual se cuenta desde el día 1 del sangrado intenso, hasta el siguiente día 1 de sangrado.


El autocuidado en cada Fase del Ciclo Menstrual

 

Fase Menstrual

Corresponde al período en que se presenta el sangrado, que se genera por la descamación del revestimiento interno del útero (endometrio) cuando no se ha producido fecundación del óvulo y los niveles hormonales de Estrógenos y Progesterona caen.
Como medida de autocuidado es imprescindible contar con una adecuada nutrición, asegurando la ingesta de alimentos ricos en hierro, fibras y en omega 3, como frutas, verduras, nueces, linaza, chia. Beber infusiones de hierbas que además de mantener el calor corporal se transformarán en útiles aliadas contra síntomas como el dolor, la retención de líquidos, la inflamación, el cansancio o la ansiedad, la manzanilla, lavanda, jazmín, son algunos excelentes ejemplos. Sostener el descanso que nos pida el cuerpo y proporcionarnos horas de sueño de calidad.

 

Fase Folicular
En esta etapa identificamos la presencia de la Hormona Folículo Estimulante, que es liberada por la hipófisis para promover el crecimiento de los folículos (cada folículo contiene un óvulo). Debemos comprender que un ciclo sano comienza con folículos sanos y que la vida útil de un folículo es mayor a 2 ó 3 semanas, los folículos comenzaron su crecimiento con meses de anticipación, pues tardan 100 días en madurar. Si no se conservan saludables durante este proceso, se puede generar un problema que se visualizará meses más tarde.

Para contribuir a nuestro bienestar, en esta fase se recomienda disminuir el consumo de grasas e incrementar el de carbohidratos ya que los que requeriremos, toleramos y procesaremos mejor, por ejemplo: arroz integral, avena, quinua. Beber infusiones de efecto energizante o estimulante, como el jengibre, yerba mate, té negro, té verde, té especiado o Masala Chai. Podemos incorporar ejercicio o actividad física moderada-alta.

 

Fase ovulatoria
Se presenta un Folículo Dominante que estimula la producción de Hormona Luteinizante, lo que desencadenará la ruptura del folículo y liberación del óvulo, esto es un todo o nada, en esta etapa se ovula o no. El óvulo será liberado y enviado a las trompas uterinas donde podrá ser fertilizado o no. Los folículos restantes, aún en el ovario, serán reabsorbidos por este. Durante esta fase el nivel de Estrógenos se encuentra en su máximo y el de Progesterona comienza a elevarse.

En esta etapa nos sentiremos dispuestas al desarrollo de actividad física que demande más esfuerzo, más propensas a la vida social y por ende requeriremos más energía. Para cuidarnos ayudaremos a mantener nuestro metabolismo activo. Es aconsejable comenzar a disminuir la ingesta de carbohidratos e incorporar alimentos ricos en hierro (semillas, frutos secos) y fermentados. Beber infusiones que nos ayuden a mantener nuestros niveles de actividad, de efecto energizante, estimulante o depurativo, como la canela, cola de caballo, jengibre, té negro, té verde, té especiado o Masala Chai.

 

Fase Lútea
Esta es la etapa cúlmine de los 100 días del viaje del folículo. Luego de la liberación del óvulo, nos encontramos con un folículo vacío que se convierte en una glándula llamada “cuerpo lúteo” y que libera grandes cantidades de Progesterona, la que en conjunto con los Estrógenos prepara (engrosa) el endometrio para un eventual embarazo.

En esta fase es común el cambio de apetito o los “antojos”, como medida de autocuidado se recomienda disminuir al máximo el consumo de carbohidratos y procurar la ingesta de grasas y calorías sanas, alimentos ricos en hierro, magnesio, fibra y proteínas de calidad, algunos ejemplos son: palta, quesos, frutos secos, chocolate negro (con alto porcentaje de cacao), plátano, legumbres. Beber infusiones que contribuyan a mantenernos en equilibrio y a contrarrestar síntomas que ya hemos examinado como la retención de líquidos, hinchazón, cansancio o ansiedad, las infusiones de manzanilla, anís, salvia, hinojo, cúrcuma serán grandes aliadas. Será importante procurar una buena salud intestinal como medida de prevención ante la posible aparición de problemas de tiroides, al encontrarse vinculados en composición e intercambio de mensajes hormonales.


Finalmente, si no se produce la fertilización del óvulo, el cuerpo lúteo se descompondrá, los niveles de Estrógeno y Progesterona disminuirán y se dará paso a la menstruación y al inicio de un nuevo ciclo.

Habrás notado que la búsqueda de un ciclo sano está estrechamente ligada a una alimentación balanceada, que nutra, procura no consumir alimentos extremadamente procesados, evita bebidas envasadas, consume alimentos e infusiones que marquen bienestar, y ten en cuenta que no sólo nos nutrimos de los alimentos y bebidas que ingerimos, también nos nutrimos de lo que habitualmente hacemos, vemos, escuchamos…Por eso, resguarda tu desarrollo físico, psicológico y emocional, somos mujeres, cíclicas como la luna, reconozcámonos y abracémonos cada día.

 

Paola Aguilera.
Especialista en Método Sintotérmico, Pedagoga Menstrual y Doula de Aborto.
Instagram: DesdeLaMatriz

¿Te gustó este artículo? ¿Conoces a alguien que quiera iniciarse en el viaje del autoconocimiento? ¡Entonces compártelo!

Seguiremos viajando, espera nuestro siguiente artículo.

My Tea Box Chile, la sorprendente apuesta de una Loca del Té


My Tea Box Chile, la sorprendente apuesta de una Loca del Té


Ya sea que estés iniciando en el mundo del té o te declares un/a fanático/a de este brebaje milenario, has llegado al lugar correcto, porque hoy te presentamos My Tea Box Chile, la famosa caja de té y blends de edición mensual que se está transformado en un imprescindible para lo/as entusiastas de esta bebida a nivel nacional.

My Tea Box Chile, es un proyecto que nació de la mano de Camila Vidal Otárola (@lalocadelte), amante del té de toda una vida quien después de 3 años de sumergirse en este mundo gracias a su popular cuenta de Instagram, decidió que era tiempo de innovar con otra propuesta.

“Siempre he sido fanática del té y del modo en que este nos reúne en torno a la mesa”, nos cuenta Camila, La Loca del Té.

Si bien su primer impulso fue el de aprender a producir blends de té propios, lo descartó en pos de un bien mayor; potenciar los productos de emprendimientos y empresas que habían confiado en su trabajo a lo largo de los últimos años. Así, también podría entregar un producto ampliamente variado a las personas cada vez más interesadas en conocer y probar nuevos tipos y marcas de té.

“…Entonces fue que se me ocurrió potenciar a quienes han confiado en mi y darle un valor agregado”, señala Camila.

De esta forma mientras finalizaba un complejo primer semestre del año en curso, vio la luz My Tea Box Chile, una caja de edición mensual y limitada, con amplio contenido de té y blends de diferentes tipos y sabores y en diferentes formatos, que según nos cuenta su creadora “busca acercar a la gente a nuevas marcas y variedades”, sobre todo en Temuco (su lugar de origen) y Regiones donde el acceso al té y los blends artesanales o especializados puede llegar a ser bastante escaso.

Durante Julio, como EnergizaTé tuvimos el placer de formar parte de esta caja de ensueño, con nuestro preciado tea blend Masala Chai en un formato especialmente desarrollado para la ocasión, en la misma línea La Loca del Té incluyó otras variedades clásicas y como de costumbre muchas sorpresas para el deleite de todos, pues la intención de Camila es “incluir marcas que no se encuentren con facilidad y por sobre todo, sean de calidad”.

Nos habría encantado terminar este artículo con una invitación a adquirir su Tea Box de Julio, pero al cierre de este, ya estaban todas vendidas…Si, leyeron bien. Por lo tanto nuestra alegre invitación es a estar atentos a las redes sociales de My Tea Box Chile y La Loca del Té, si lo que quieren es sumergirse en esta aventura mensual de sabor y comenzar a nutrir de manera fácil, asequible y entretenida su despensa de té.

Y ahora ¡a brindar por más y más amantes del té!

Si te gusto este artículo, Compártelo

.

EnergizaTé.

Influjos de la Luna

Influjos de la Luna

El cambio es el ritmo natural de universo, por lo tanto de la naturaleza y del hombre. Antiguamente, este el vínculo entre el hombre y la naturaleza se hacía mucho más presente, no es sorpresa que nuestros antepasados se basaran en la observación del firmamento para marcar estaciones y tiempos, para dar paso a la navegación o que utilizaran el ciclo solar y lunar como guías para la práctica de agricultura, clave para la sobrevivencia. Los astros llegaron a ocupar un lugar muy importante en la religión de algunas culturas, la Luna además, revisitó especial significado para la mujer, puesto que las cuatro principales fases lunares (nueva u oscura, creciente, llena y menguante) coinciden con las fases del período menstrual; así como la Luna tarda alrededor de 28 días en dar una vuelta completa a la Tierra, el ciclo menstrual de la mujer es de aproximadamente 28 días. Dicho conocimiento se traspasaba a través de historias y se realizaban ritos, para que desde pequeñas las mujeres incorporaran la compresión y la consciencia de su ciclicidad femenina, natural y sagrada.

Hoy en día, sobre todo quienes formamos parte de la cultura occidental, solemos desatender los cambios tanto externos como internos, físicos y sutiles a los que estamos expuestos. Vivimos muchas veces en desarraigo de la naturaleza considerándonos algo distinto y separado de ella, relegando los ritmos, procesos y ciclos naturales a un último plano meramente utilitario, lo que supone un vacío y una pérdida de bienestar. A pesar de todo, somos incapaces de eludir el carácter cuaternario que rige todo lo que nos rodea: “son cuatro las estaciones del año, las fases lunares, los cuartos de hora, los elementos básicos del planeta…” etc.

Actualmente, se ha demostrado que debido a la atracción que ejerce sobre la Tierra, la Luna afecta a las mareas, las prácticas de la agricultura y también al cuerpo humano (compuesto por un gran porcentaje de agua), por otra parte, por si la sabiduría de nuestros ancestros, la propia espiritualidad o intuición no bastaran, la neurociencia ha demostrado que la Luna también afecta las emociones, pues las fases lunares se encuentran relacionadas con la producción de determinados neurotransmisores básicos, de esta forma, nuestro cuerpo, emociones y energía irán fluctuando a lo largo del mes junto con el ciclo lunar. Sin duda esto último constituye un aporte fascinante a la comprensión del vínculo entre Luna y humanidad, y para abordarlo con el detalle necesario será materia de un próximo artículo.

Que elevar la mirada hacia el cielo y observar a diaro este cuerpo celeste, sea una invitación a conocer mejor nuestra naturaleza, ser conscientes de los cambios y las cualidades de cada momento, para fluir en conexión y amor y así crear nuestra propia sanación.

Conócete…Ámate…Elévate
Namasté.

Equilibrar Vishuddha, el chakra de la expresión

Equilibrar Vishuddha, el chakra de la expresión

Nombre Sánscrito: Vishuddha.
Nombre Común:
chakra de la garganta.
Ubicación: garganta.
Elemento: éter.
Mantra: Ham.
Color: azul, celeste.

Vishuddha es nuestro quinto chakra, es el primero de los tres chakras del espíritu y se le conoce como el chakra de la expresión, la comunicación o de la verdad interior, está ubicado en la zona de la garganta. Debemos considerar que para lograr expresar nuestra verdad, hemos de haber trabajado en los cuatro chakras anteriores, superando nuestros miedos, reconociendo nuestra fuerza interior y mirando dentro de nuestro corazón.

Vishuddha en equilibrio
Cuando el chakra de la garganta está en equilibrio nos expresarnos honestamente, con los demás y sobre todo con nosotros mismos, manifestando nuestros sentimientos, necesidades y deseos. Así mismo, somos capaces de escuchar con intención y de comprender, de esta forma nuestra comunicación es efectiva y fluida. La salud de Vishuddha también se relaciona con la salud de las glándulas Tiroides y paratiroides y de los órganos del sistema respiratorio.

Vishuddha en desequilibrio
Cuando perdemos la salud del quinto chakra perdemos la resonancia, es decir, somos incapaces de crear, enviar y recibir los mensajes de sabiduría desde nuestro interior hacia el universo que nos rodea y viceversa, pudiendo llegar a percibirse el mundo como un lugar hostil. Se presentarán dificultades con toda forma de expresión; escribir, cantar, bailar, pintar.

Cómo equilibrar Vishuddha
Es importante tener claro que, tan importante como encontrar el valor para expresar nuestra verdad interior es saber que el hacerlo no significa que podamos ser hirientes con quienes nos rodean. La verdad dicha desde Vishuddha es en esencia espiritual y debe ser amable y compasiva.

Enseguida detallamos tres actividades con las que podrás trabajar en la salud de tu quinto chakra, al igual que aquellas que puedes encontrar en nuestros artículos anteriores, estas pueden ser realizadas en casa e incluso combinadamente:

– Practicar la respiración Ujjay:. La respiración Ujjay o respiración victoriosa es una técnica de respiración yóguica que será muy útil para generar calor y activar la zona de la garganta donde se ubica Vishuddha. Además, esta respiración se encuentra en relación directa con agni (el fuego), que elimina impurezas. Para iniciar, encuentra un lugar tranquilo y siéntate en una postura cómoda, con la columna erguida. Ubica y contrae parcialmente los músculos de la glotis (la glotis se sitúa en la base del cuello, junto a la raíz de la clavícula), con la glotis contraída respira lenta y profundamente por la nariz, emitiendo un sonido resonante a medida que inhalas y exhalas. Continúa con la respiración ujjay por al menos 1 minuto, mantente atento/a y receptivo/a a la experiencia.

– Pintar un mandala: pintar mandalas tiene el potencial de calmar la mente y ayudarnos a conectar con los propios pensamientos, emociones y sentimientos y a exteriorizarlos. Comienza por escoger el mandala a colorear y la técnica a utilizar (lápices, témpera u otro), encuentra un lugar tranquilo que te permita concentrarte en la emoción, sensación o situación que quieres trabajar y comienza a pintar, déjate llevar y disfruta la experiencia.

– Beber Vishuddha Tea: el té Vishuddha es uno de los 7 Chakras Tea de EnergizaTé, creado para devolver la energía y el equilibrio al quinto chakra, gracias a la sincronía sus ingredientes seleccionados. Es un blend dulce y delicado, que combina los beneficios del té verde, hierbas, frutos y rosas. Puedes beberlo donde y cuando quieras, aunque es recomendable realizar su ingesta como un ritual de autocuidado y amor, mientras lo bebes puedes repetir mentalmente la siguiente afirmación, que ayudará a eliminar obstrucciones a nivel subconsciente “Yo creo mi realidad. Yo creo y comparto mi verdad”.

Te recordamos que en los siguientes artículos de este Blog continuaremos ahondando en el conocimiento y comprensión de los siete chakras, y entregando herramientas que te ayudarán a identificar y adquirir conciencia sobre cuáles están fuera de balance, para posteriormente alinearlos.

Amor y sanación para ti, para todo/as, siempre,
Namaste.

Equilibrar Anahata, el chakra del corazón

Nombre Sánscrito: Anahata.
Nombre Común:
chakra del corazón.
Ubicación: pecho.
Elemento: aire.
Mantra: Yam.
Color: verde.

Anahata es el cuarto los siete chakras principales, al encontrarse en el medio de estos representa la convergencia de la materia y la espiritualidad. Está ubicado en el centro del pecho y relacionado al amor puro, la voluntad de amar, los sentimientos, la empatía y la compasión.

Anahata en equilibrio
Cuando nuestro chakra del corazón está saludable, en equilibrio, fluimos con amor y compasión, somos capaces de aceptarnos y de aceptar a los demás y también de perdonar rápidamente. Vivimos en profunda paz, que emana de la ausencia de conflictos y de estar en conexión y armonía con lo que nos rodea.

Anahata en desequilibrio

Un chakra del corazón cerrado o desequilibrado puede llevarnos a experimentar inestabilidad emocional, a sentir desolación, pena, ira, miedo y odio hacia los demás e incluso hacia nosotros mismos. También a presentar dificultad para encontrar sentido a la vida. Puede llegar a suprimir el sistema inmunológico y a manifestarse en enfermedades cardiovasculares.

Cómo equilibrar Anahata
Para equilibrar este chakra y vivir desde Anahata es importante reconocer que a lo largo de nuestra existencia nos será imposible evitar situaciones en que una persona o circunstancia nos provoque tristeza o dolor, pero lo que si podemos hacer es elegir qué hacer con esas emociones…un corazón abierto se permite sentir plenamente para luego dejarlas ir. De esta forma podemos seguir adelante y recibir nuevas oportunidades y experiencias sin miedo, con amor, comprensión y compasión.

A continuación describimos algunas sencillas actividades con las que podrás trabajar en la salud de tu cuarto chakra, como de costumbre, estas pueden ser realizadas en casa e incluso combinadamente:

– Gemoterapia: consiste en la utilización de gemas (piedras preciosas y semipreciosas) para sanar al ser humano en sus distintas dimensiones. La piedra más utilizada para limpiar este chakra es el cuarzo rosa, aunque también son muy afines la esmeralda, la malaquita y el jade. Busca un lugar tranquilo, sostén la piedra con tu mano izquierda y ciérrala. Visualiza como una energía rosa o verde sale de la piedra y comienza a recorrer todo tu cuerpo hasta llegar a tu cuarto chakra, toma el tiempo que necesites para hacerlo. Luego, visualiza como esta energía va limpiando todo lo que pueda estar “sucio”, atascado. Para terminar visualiza tu cuarto chakra brillando en tu pecho.

– Practicar Bhujangasana: nombre en sánscrito para la postura de yoga conocida como postura de la cobra. Una asana de nivel básico que te permitirá expandir el tórax estimulando el cuarto chakra. Para comenzar acuéstate boca abajo, junta los pies y lleva las palmas de las manos a cada lado de tu pecho (con los codos junto al cuerpo). Haz una inhalación de aire y presiona el suelo con tus manos hasta que logres elevar el pecho y los hombres, mantén el pecho abierto y activa la espalda, flexionando la columna hacia atrás como una serpiente (flexiona sólo cuanto te sea posible, conoce y respeta tus límites). Si estás comenzando con esta práctica intenta mantener la cobra por al menos 3 respiraciones, si ya te es familiar puedes intentar mantenerla por 2 o 3 minutos. Finalmente baja para descansar por un momento en la postura inicial.

– Beber Anahata Tea: el té Anahata es uno de los 7 Chakras Tea de EnergizaTé, creado para devolver la energía y el equilibrio al cuarto chakra, gracias a la sincronía sus ingredientes seleccionados. Es un blend dulce y reconfortante, una caricia al corazón, que combina las virtudes del té verde, hierbas, frutos y la preciada vainilla. Puedes beberlo donde y cuando quieras, aunque es recomendable realizar su ingesta como un ritual de autocuidado y amor, mientras lo bebes puedes repetir mentalmente la siguiente afirmación, que ayudará a eliminar obstrucciones a nivel subconsciente “Mi corazón está centrado y abierto. Soy eternamente amado”.

No olvides que en los siguientes artículos de este Blog profundizaremos en el conocimiento de los siguientes chakras (quinto, sexto, séptimo) y seguiremos entregando herramientas y consejos que te ayudarán a identificar y adquirir conciencia sobre cuáles están fuera de balance, para posteriormente alinearlos.

Hermoso andar para todo/as nosotros/as.
Namaste.